La obra de arte en la teoría estética de kant Reportar como inadecuado




La obra de arte en la teoría estética de kant - Descarga este documento en PDF. Documentación en PDF para descargar gratis. Disponible también para leer online.



Información no disponible.

Tipo de documento: Artículo - Article

Palabras clave: Filosofía, estética, Arte verdadero, verdadera naturaleza, belleza, verdad, facultades de conocer, imaginación





Fuente: http://www.bdigital.unal.edu.co


Introducción



LA OBRA DE ARTE EN LA TEORLV ESTÉTICA DE KANT ^ Lisímaco Parra En su conocido discurso La ciencia como vocación (1919), Max Weber señalaba que para la cultura del Renacimiento tenía todavía sentido concebir la ciencia como -arte verdadero-, o como el camino hacia la -verdadera naturaleza-.
Para la perspectiva moderna una concepción como la anterior resulta inaceptable.
En ella se confunde la ciencia con la -sabiduría- y en esa medida con la moral y con la ética; no es claro lo que se entienda por -arte- y menos aún por -arte verdadero-, pues aunque bajo estas nociones se incluyen consideraciones sobre la belleza y sobre lo que hoy llamamos -bellas artes-, también aparecen problemas relativos a la verdad y al arte entendido como oficio o artesanado.
Esta noción de -arte- cobija pues un amplísimo y confuso espectro. Por contraste, la cultura moderna procede definiendo y diferenciando estos distintos ámbitos; ejemplos de eUo son la afirmación weberiana sobre la -neutralidad valorativa- de las ciencias -es decir, la diferencia entre enunciados descriptivos y enunciados prescriptivos-, o la autonomía que con respecto a criterios eminentemente morales o políticos ha ganado la crítica de arte.
Por otra parte, y si exceptuamos a aquellos que Weber llamaba -niños grandes que frecuentemente se mueven en el mundo de las ciencias naturales-, y que pretenden que en tanto científicos pueden remplazar a los sacerdotes, nadie que esté al tanto del estado de la cuestión pretenderá fusionar sin más estos ámbitos, que para nosotros han llegado a ser claramente diferenciados. La diferenciación mencionada no significa que no existan relaciones entre las dimensiones científica, estética y política.
Así como no podemos desechar a priori posibles y benéficas incidencias de la creación artística sobre la investigación científica, resulta inadecuado pretender excluir por 1 Ponencia presentada al -Coloquio 200 años de la Crítica del Juicio-, Instituto ...





Documentos relacionados